fbpx
"Cuanta alegría y cuanta magia faltaría a nuestras mejores experiencias sin el buen vino"

Biancopiglio

Nacido en el lado norte del Volcán Etna, desde la uva hasta la botella en el respeto de  …

Neromagno

¡Neromagno estará disponible a partir de Junio! Nacido en el lado norte del Volcán Etna, desde la uva  …

Rossobrillo

Nacido en el lado norte del Volcán Etna, desde la uva hasta la botella en el respeto de  …

La antigua bodega del Etna de Emilio Sciacca

L'azienda Emilio Sciacca Etna Wine

LA EMPRESA EMILIO SCIACCA ETNA WINE

La empresa vinícola “Emilio Sciacca Etna Wine” nace en el 2015 como gesto decisivo de una historia de amor iniciada hace muchos años y que tiene el Etna como protagonista.

Hoy la empresa tiene un hectárea de viñedos de propiedad, y otra hectárea bajo contrato de transferencia. Ambos son gestionadas directamente por la empresa en todas las fases agronómicas.

En el Palmento de la Martinella, el antigua molino renovado, en Linguaglossa, damos la bienvenida a clientes de todo el mundo para ofrecer wine tour y experiencias eno-gastronómicas memorables.

Sigue leyendo

Il vino naturale sull'Etna

NUESTRA FILOSOFÍA: EL VINO NATURAL DEL ETNA

El buen vino tiene el poder de transportarnos a una dimensión metafísica donde en el espectro sensorial entran en juego incluso las dinámicas más sutiles, desde la ética con la que se crea hasta la filosofía de quienes lo producen.

Creemos que el vino natural es la forma más correcta y verdadera de interpretar el terroir del Etna en su máxima expresión vinícola.
“Wine, Human, Nature, Etna”: un enfoque humano y sostenible que valora lo bueno del mundo y que queremos transmitir a las generaciones futuras.

El vino natural

I vini Emilio Sciacca Etna Wine

NUESTROS VINOS

Nuestras tres etiquetas de vino ETNA Doc son el vino blanco “Biancopiglio” y los dos tintos, “Rossobrillo” y “Neromagno”, todos producidos exclusivamente con uvas autóctonas del volcán según el método del vino natural. 

Los vinos llevan el nombre de nuestros gnomos los espíritus benevolentes protectores de nuestros viñedos. Se visten con ropas coloridas, son bromistas y si se ponen un gorro se vuelven invisibles. 

Son justo ellos los que nos “han ayudado” en nuestra primera vendimia en 2018.

Los vinos